Embarazo a los 40 de forma natural

One to one Parto Natural Dra Suárez

Rosa Lorenzo
embarazo a los 40 de forma natural

Escrito por Rosa Lorenzo

diciembre 31, 2021

Embarazo a los 40 de forma natural

La decisión de la mujer de ser madre se ha ido retrasando de forma progresiva en los últimos años por distintos factores, entre los que intervienen razones personales, económicas, cambios en el estilo de vida o la conciliación. Por eso cada vez más mujeres buscan el embarazo a partir de los 40 años de forma natural siempre que sea posible, antes de acudir a una clínica de reproducción asistida. 

Cambio de tendencia en la edad de la maternidad

Ser madre a partir de los 40 años no solo es posible sino que cada vez sucede con más frecuencia. Las mujeres deciden ser madres más tarde por diferentes motivos que engloban cuestiones personales, socioculturales, profesionales, económicas, así como la dificultad de conciliar la vida familiar con la laboral

De hecho, la edad de la maternidad se ha ido posponiendo progresivamente a lo largo de los últimos años, y muchos ya hablan de los 40 como la nueva edad para ser mamá.

Según el Instituto Nacional de Estadística (INE), desde 2010 la tasa de madres con 40 años o más se ha duplicado. Estudios realizados por el propio INE reflejan el cambio de tendencia, donde también puede apreciarse una bajada generalizada de la natalidad. Por ejemplo, en 2017 hubo 12.993 nacimientos de madres de 40 años frente a los 9.244 de madres de 25. Dos años después, a pesar del importante descenso de la natalidad la tendencia continúa, así en 2020 fueron 5.972 nacimientos de mujeres de 40 y 3.830 de las mujeres de 25.

embarazo a los 40 de forma natural

Recomendaciones para conseguir un embarazo a los 40 de forma natural

Ser madre a partir de los 40 años puede tener algunos beneficios importantes, como una mayor estabilidad emocional, personal, económica y profesional. Pero también es cierto que a los 40 descienden las probabilidades de que se produzca un embarazo de forma natural debido a la calidad y la cantidad de ovocitos, lo que no significa que sea imposible.  

Si tienes 40 años o más y quieres quedarte embarazada puedes aumentar las posibilidades siguiendo una serie de consejos para mejorar tu estado y facilitar un embarazo natural

Acude a la consulta de tu ginecólogo

Siempre es conveniente acudir al ginecólogo cuando tengas planeado quedarte embarazada. Así te aseguras de que todo está bien y podrás comenzar la suplementación con ácido fólico, indispensable para un desarrollo correcto del sistema nervioso del feto.

A través de una analítica se estudiarán tus niveles de hierro para descartar una anemia, en el caso de tenerla tu ginecóloga te podrá el tratamiento correspondiente. También se comprueba tú inmunización frente a determinadas enfermedades como la rubéola que puede poner en riesgo la salud del feto.

El alcohol ni probarlo

Lógicamente esta recomendación es para cualquier edad, pero cuanta más años tengas con más motivo, ya que el alcohol puede disminuir la fertilidad. Por tanto, no bebas alcohol desde el momento en que decidas quedarte embarazada. 

Por supuesto, una vez embarazada tampoco bebas ni un sorbo. El alcohol es nocivo para el pleno desarrollo de tu bebé, por lo que su consumo entraña un serio peligro.

Si eres fumadora deja el tabaco

Fumar es un hábito dañino para la salud en general, y si te quedas embarazada además corres mayor riesgo de sufrir un aborto. Esto sucede porque las mujeres fumadoras tienen más posibilidades de embarazo ectópico, es decir, que el embrión se implante en las trompas de falopio o en la cavidad abdominal en lugar de hacerlo en las paredes del útero. Estas gestaciones no pueden prosperar y terminan en aborto espontáneo.

Si el embarazo transcurre de forma normal, el tabaco igualmente perjudica la salud de tu hijo. La placenta no es capaz de filtrar las sustancias presentes en el humo que inhalas, por lo que llegan hasta el feto y provoca que crezca menos.

Evita el café

Aunque este es un tema que parece no estar del todo claro, algunos especialistas recomiendan no tomar café cuando se busca un embarazo, así como durante la gestación. Sin embargo, hay estudios que indican que una o dos tazas de café al día no afectan a la fertilidad. 

Por eso, ante la duda, mejor evita el café. 

embarazo a los 40 de forma natural

Mantén una dieta sana y evita el sobrepeso

El sobrepeso nunca es conveniente, especialmente si tratas de quedarte embarazada. Por tanto, si tienes sobrepeso es fundamental perderlo de forma saludable, es decir, con una dieta sana y equilibrada y realizando ejercicio físico. Consulta con un endocrino o nutricionista.

Es necesario mantener una alimentación variada y equilibrada, rica en frutas y verduras, y con proteínas procedentes de legumbres, pescados, carnes de ave o conejo. También es importante evitar los alimentos ultraprocesados, los dulces y los productos muy calóricos que no aportan apenas nutrientes. Un déficit de nutrientes como las vitaminas y los minerales puede afectar de forma negativa tanto a la fertilidad como al desarrollo del feto una vez embarazada.

En cuanto al modo de preparación, consume los alimentos cocidos, hechos a la plancha o en el horno y evita al máximo los fritos.

Realiza ejercicio físico con regularidad

Evita el sedentarismo y realiza ejercicio físico regularmente y de forma moderada. Montar en bicicleta, la natación, caminar o hacer yoga son actividades que pueden ayudarte, además estos tres últimos son ejercicios convenientes durante el embarazo

En este otro artículo podrás saber más sobre la práctica de deporte durante el embarazo.

Mantén un ritmo de vida tranquilo

El estrés y la ansiedad nunca son buenos compañeros. De hecho el estrés es una de las causas y agravantes de la esterilidad y la ansiedad puede afectar al bebé durante el embarazo. Por eso es muy importante mantener un estilo de vida tranquilo y evitar estímulos que puedan alterarla. 

La práctica de ejercicio físico sirve de mucha ayuda para mejorar el estado emocional, liberar la tensión psíquica y favorecer el descanso y las horas de sueño. Si es necesario no dudes en buscar ayuda especializada para realizar técnicas de relajación o apoyo psicológico.

Recuerda que un embarazo de forma natural puede ser más difícil a partir de los 35 o 40 años, no obstante, siguiendo una vida saludable tendrás más posibilidades de que suceda.

Tu embarazo, parto y postparto con los mejores profesionales

En One to One te ofrecemos un entorno de calidad y seguridad con los mejores profesionales. La Unidad de Parto Natural cuenta con los servicios del Hospital HM Nuevo Belén, dando soporte si fuera necesario de Urgencias, quirófano, sala de reanimación, UCI neonatal y de adultos.

Tu parto natural en Madrid de la forma más segura para ti y tu bebé.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tambien te puede interesar….

Madre a partir de los 40: mitos y realidades

Madre a partir de los 40: mitos y realidades

La fertilidad se reduce con el paso de los años tanto en la mujer como en el hombre, por lo que conseguir el embarazo y ser madre a partir de los 40 puede resultar más complicado. No obstante, si tu salud es buena y llevas los cuidados adecuados el embarazo puede llegar a término en la mayoría de los casos. Te contamos qué hay de verdad y de mito sobre el embarazo y la maternidad a partir de la cuarentena.

¿Es posible tener un parto natural después de una cesárea?

¿Es posible tener un parto natural después de una cesárea?

Tener un parto natural después de una cesárea no sólo es posible, sino también recomendable siempre que no exista ninguna contraindicación médica que lo impida. Los estudios demuestran que los riesgos asociados a la cesárea son superiores a los asociados a la rotura de útero, una posibilidad que existe cuando hay una cesárea previa pero mucho menos probable con los cuidados oportunos.

En qué consiste la lactancia mixta: ventajas e inconvenientes

En qué consiste la lactancia mixta: ventajas e inconvenientes

La lactancia mixta consiste en alimentar al bebé con la combinación de leche materna y biberón. Aunque lo recomendable es la alimentación exclusiva con leche materna, hay circunstancias en las que no es posible, por lo que la lactancia mixta resulta la alternativa más favorable cuando esto sucede.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *